Fnatic y Liquid firman una primera jornada para olvidar en el MSI

David Rodriguez
MegaAdicto!!!

Staff
2.760 mensajes
desde ene 2015
El Mid-Season Invitational de League of Legends, donde se enfrentan los mejores equipos de cada territorio con competición oficial del juego de Riot, celebró ayer la primera jornada de su segunda etapa tras determinar en la primera (que dio comienzo la semana pasada) los equipos a los que corresponderían las dos plazas no reservadas a los campeones de las grandes ligas.

El primer partido suponía para el actual líder indiscutible en Europa Fnatic la oportunidad para quitarse la espinita de su eliminación en el último Campeonato del Mundo a manos de los chinos de Royal Never Give Up, pero a pesar de que el equipo local presentó un serio desafío con muy pocos errores, la alineación que domina la LPL se demostró intratable.


El equipo europeo exhibió un profundo conocimiento de las estrategias de su rival y adaptó su estilo de juego habitual en la LCS EU al excepcional nivel individual de las ligas orientales, generando efectivas respuestas a la rápida acumulación de recursos china y aprovechando el Yasuo del estelar mid laner Rasmus Caps Winther para superar incluso la eliminación del Nashor de RNG. Sin embargo, una emboscada frustrada por sus rivales fue suficiente para que los chinos recuperasen la iniciativa en un avance definitivo sobre el Nexo.

El otro encuentro del día para Fnatic tuvo un desarrollo de tintes similares, disputándose en este caso contra uno de los equipos que más han brillado en la primera fase del MSI: los Flash Wolves de Taiwan. Los europeos repitieron su juego de gran nivel frente a este equipo que se hizo con la sexta plaza el miércoles, pero de nuevo un error en el último momento dejaba a Fnatic en una situación tan desesperada como la que les dio la oportunidad de una espectacular recuperación durante los últimos Worlds.


Por su parte, el Team Liquid se encontraba en su primer partido con uno de los equipos que prácticamente todos los aficionados asumen llegará a la final, los campeones de la liga coreana Kingzone DragonX. El líder norteamericano luchó duramente pero no pudo hacer demasiado frente a una alineación dominante que superó a los de Liquid a nivel económico, en los enfrentamientos individuales y sobre todo en la captura de neutrales.


El segundo partido contra los recién incorporados en la quinta plaza del torneo, EVOS Esports, redundó en un agresivo enfrentamiento que sumó 14 bajas para el bando occidental, una cifra que terminaría por palidecer ante las 24 de los vietnamitas que también dominaron en la jungla con dos Nashors clave para el resultado.


Este partido supondría una importante inyección de ánimos para los EVOS, que después de su gran actuación a principios de semana caían en el segundo enfrentamiento de la jornada contra los que en cierta medida suponen su principal rival en el MSI, los también clasificados en última instancia Flash Wolves. Los lobos taiwaneses cerraban invictos un magnífico arranque del torneo solo igualado por el de los favoritos Kingzone DragonX, que vencían de forma dominante en el último súperpartido del día a los Royal Never Give Up.