PlayerUnknown's BattleGrounds presenta una hoja de ruta para 2018 con varias mejoras para eSports

David Rodriguez
El equipo de PlayerUnknown's Battlegrounds liderado por el exmodder Brendan Greene ha revelado los primeros detalles del plan de contenidos y mejoras que esperan al juego durante este año.

Como elemento más visible de la propuesta encontramos un nuevo mapa que no solo cambia el paisaje sino que plantea un espacio cuatro veces menor que los conocidos Erangel y Miramar. La pequeña isla todavía sin nombre se ha diseñado para proporcionar una experiencia de Battle Royale más intensa y rápida, un factor favorable para el éxito del juego en el ámbito profesional. Pronto debería de aparecer en el servidor de pruebas y no mucho tiempo después se verá acompañado por un cuarto escenario que repite las dimensiones de los originales.

El apartado del nuevo contenido se completa con un sistema de gestos o emotes que presenta una rueda de opciones, una por ahora no detallada nueva modalidad de juego, armas y vehículos para proporcionar variedad, desbloqueo de logros, un listado de amigos y soporte para el chat de voz en el menú principal.

El torneo del juego celebrado durante el IEM de Katowice convocó a 16 equipos con un discreto fondo de 50.000 dólares para premios

En cuanto a los elementos técnicos, el equipo de Bluhole promete revisar el sistema de daños en miembros y vehículos, revisar las animaciones de personajes, mejorar la estabilidad y sobre todo la seguridad contra tramposos. En este apartado concreto el estudio ha anunciado un especial énfasis en anteriores ocasiones, algo que por el momento no ha servido para evitar que hackers en su mayor parte procedentes de China estropeen la experiencia a los usuarios legítimos.

El apartado de soporte al juego como eSport es para el equipo una de las prioridades, aunque la relativa juventud del proyecto parece estar pasando factura a este enfoque. Para comenzar, el sistema de repeticiones 3D que abrió las puertas a emisiones más entretenidas y de aspecto más profesional está siendo revisado para crecer en opciones y extenderse a la repetición instantánea durante el propio enfrentamiento.

También con el objetivo de popularizar PUBG como eSport contaremos pronto con alguna mejoras en la recreación de juegos personalizados con opciones concretas. De forma aún más destacable, el equipo prepara un portal para desarrolladores con acceso a una API del juego que permitirá el diseño de herramientas que aprovechen los datos en tiempo real de jugadores y encuentros.